El entorno de trabajo actual es más exigente que antes

Arturo Navarro - 29 Sep '16

Recursos Humanos y Crecimiento Personal

El mundo profesional que llegaron a conocer nuestros antecesores se está desvaneciendo, por lo que las personas deben ser capaces de identificar con acierto lo que son y lo que pueden llegar a ser. Esa vía será la que permita permanecer conectados con este mundo cambiante y seguir aportando valor a la sociedad.

Según la Dra. Arancha Ruiz en su libro ¨El mapa de tu Talento¨, muchas cosas están alterando el entorno en el que estamos acostumbrados a trabajar. Ante tal circunstancia afirma que usa con mucha frecuencia una frase que inspira su forma de ver la vida: ¨No tengo problemas, solo cosas que hacer¨

Un problema es un contratiempo que surge y que se puede resolver. Por tanto, la mejor reacción es ponerse inmediatamente ¨a hacer¨. Si el contratiempo es un cambio permanente, entonces nada puede evitarlo. Deja de ser un problema y se convierte en una nueva situación a la que hay que adaptarse.

Esta forma de ver las cosas ayuda a tomarse la vida de forma positiva y activa. Estamos conscientes que podemos influir en las cosas que dependen de nosotros; las que no, quedan integradas a la vida cotidiana sin generar frustración o ansiedad.

La Dra. Ruiz, en su libro sugiere como un buen cuaderno de viajes, siete reglas que te servirán de estrategias para no perder la mejor dirección en tu camino, aquí te las presentamos muy resumidas para que las tengas presente. Si quieres profundizar al respecto te sugerimos leer el libro.

Siete Reglas:

Define tu vocación y talento. Vocación es lo que la persona quiere ser o lo que desea hacer para contribuir positivamente al mundo donde habita. Mientras que, el talento es la capacidad en el ámbito profesional de hacer algo de forma extraordinaria gracias a las habilidades  y actitudes profesionales y al conocimiento adquirido con formación y experiencia. Es decir, talento es conocimiento, experiencia, aptitud y actitud.

Sitúate en la etapa profesional en la que estas (extrae lo relevante de lo vivido en tus etapas anteriores). Las reglas del juego han cambiado, tu carrera profesional puede variar de rumbo una o incluso varias veces a lo largo de tu vida. Prepárate para ello, hazte en cada etapa con los recursos adecuados para triunfar es los estadios por venir. Aunque el pasado influye, no tiene por qué determinar inexorablemente tu futuro. Tienes tiempo, toma decisiones valientes. Cambia con el cambio. Ten el valor de dar los giros profesionales oportunos llegado el momento. Existen cinco etapas de carreras. i) en la elección de los estudios, exploras; ii) en el primer empleo, aprendes; iii) en el siguiente empleo, decides; iv) a los cuarenta años, comprendes y; v) a los cincuenta y cinco años re-emprendes.

Define tu estado óptimo de fluidez profesional. Tus habilidades más destacadas y los retos más asumibles. Esto  te ayuda a comprender por qué en ocasiones  sientes ansiedad o aburrimiento en el trabajo  y te ayuda a buscar el mejor camino profesional. El error forma parte del proceso para llegar al acierto. Las habilidades  han de estar orientadas a las necesidades del entorno en el que te desempeñas, o corres el riesgo de caer en obsolescencia profesional. Los profesionales con habilidades  digitales serán más sostenibles en el mercado.

Dibuja tu mapa de carretera. Define tu posicionamiento actual (especialista o generalista) y establece que siguiente paso es más conveniente. Un profesional puede ser especialista o generalista: el especialista aporta unas cualidades diferenciadas en una función o en un sector  que le aseguran como mínimo entrar en el proceso de selección de clientes o empresas y en muchos casos ser elegido. Mientras que, el valor del generalista radica en su capacidad  de adaptación  a las nuevas  circunstancias de la empresa y liderar el cambio. El mapa de carretera  ayuda a comprender  cuando se está adoptando un rol u otro.

Prioriza tus atributos. Compáralos siempre con los de cualquier proyecto que se te presente, inclínate a favor de los que estén alineados. Comparar tus fortalezas  y las que se requieren para el reto que se te presenta y comparando el orden de priorización que se da a cada atributo con seguridad te ayudara a tomar una buena decisión profesional.

Adaptate, estamos en la era del life long learning. Trabaja en foros del aprendizaje, networking y social para conseguir los apoyos y recursos necesarios para triunfar. Para alcanzar nuevas metas se necesita tener el talento adecuado y contar con los recursos clave en el entorno. Define cuales son las oportunidades que se te presentan, modela tu talento haciéndolo perfecto para las necesidades del entorno y hazte visible para conectar con ellas.

Recuerda que no eres un objeto, sino un sujeto. Tus aspiraciones profesionales son las que te llevarán a la realización profesional y con ello, a la felicidad. Esto no es un plan de marketing de una lata de Coca- Cola, es tu plan de marketing profesional. Busca la combinación de autonomía, complejidad creciente y recompensa que más te llene y dibuja con ello tu camino profesional.

 

  • El MAPA DE TU TALENTO
  • Arancha Ruiz
  • Primera Edición: Octubre 2014
  • Publicado por Be-Libris
  • www.be-libris.com
  • Barcelona, España