Abuso laboral con la juventud

Hace unos pocos días fui contactado por una joven quien me comentara su breve experiencia laboral en una gran tienda por departamentos en Miraflores, ubicada en el prestigioso centro Comercial LARCOMAR , me dijo que en un principio se sintió muy contenta al haber sido seleccionada después de postular por un aviso público, solicitando vendedoras para el local , ya que quería trabajar para aprender a ganar ella misma su propio dinero. Me informó que quedaba relativamente cerca de su casa y, por último, que era una tienda por departamentos grande y muy bonita, ubicada en el sótano.

Dos días después de haber empezado, se retiró del Centro laboral. Al preguntarle el motivo de su decisión, ya que me intrigó después de ver su entusiasmo inicial, llegué a las siguientes conclusiones:

1) El horario era de 10 a.m. a 10 p.m., pero salía cerca de las 11 p.m., ( Más de 12 horas de trabajo). Sin pago de hora extra.

2) 6 días a la semana

3) El pago era de S/. 600.00 mensual. Lo que por día trabajado era de S/. 20.00 y significaba un pago por hora de S/. 1.66

Como dato curioso quisiera mencionar el hecho que frente a este gran complejo comercial se encuentra el Hotel Marriott, ( 5 estrellas ), donde una habitación simple cuesta $ 430.00 y si lo ponemos al cambio de soles, ( 2.97), seria de S/. 1,277.10

Situación extraña e injusta en nuestro querido país, por decir algo.

Algo difícil de entender para jóvenes con estudios y preparación y, sobre todo, por el hecho de la inversión económica que hacemos los padres por los nuestros, al tratar de darles los medios necesarios para que puedan afrontar dignamente sus necesidades, para que al final la sociedad , como cómplice al no pronunciarse y unos miserables que lucran desmedidamente con la necesidad, se encarguen de demostrar con tristes realidades que eso de preparar a la juventud en estas épocas no es necesario.

Al llegar a estas conclusiones, se me ocurrió analizar por la oportunidad laboral de los jóvenes y grande fue mi sorpresa, al encontrar un sinfín de casos donde, fuera de estar en estas condiciones de práctica esclavitud, era muy común tenerlos por semanas; inclusive meses sin pagarles ya que estaban a prueba, pero lógicamente cumpliendo un trabajo que hacia ganar a la empresa, como también darle estatus al tener muchos empleados, sin dejar de lado que este tipo de explotación con los horarios impedía a estas jóvenes víctimas poder seguir instruyéndose.

Demás esta decir, mi frustración por no entender que estaban haciendo las autoridades en estos lamentables y abusivos casos , sobretodo el hecho que la prensa no tocase este tipo de problema que está afectando a nuestra sociedad, teniendo en cuenta lo tan escuchado de “La lucha contra la pobreza y el derecho laboral ” permitiéndolo ; ya que el no intervenir en estas situaciones, es aceptar este tipo de abuso que juega con la expectativa de los ilusos jóvenes y se burla como los roba abiertamente, creándoles resentimiento y frustración a los responsables del futuro de nuestro país.

En este punto no podemos dejar de lado el recordar, que en nuestro país tenemos unos 300 suicidios de jóvenes al año.

Es difícil entender, bajo estos parámetros de encubrir al ladrón y mal Peruano como también y mayoritariamente extranjero, que el hecho de no proteger al honesto y necesitado, una sociedad pueda salir adelante.

Cosa curiosa, esos grandes presidentes de las Instituciones privadas que tanto les gusta la cámara y prensa en general, nunca los escuché tocar estos temas, ¿será porque obviamente ellos puedan ser parte del todo?

Para variar, nuestro país es el país de los cuentos, sobre todo con ese de Los Derechos Laborales, palabras que sólo sirven para ufane Presidencial como de las autoridades y directivos de turno, buscando descaradamente contar con el apoyo popular, sin importarles un bledo la dignidad y necesidad de las personas; viendo simplemente sus apetitos personales o tan malo como eso, el hecho de no verlo por ignorancia de una realidad como la nuestra.

Ahora bien, el centro comercial LARCOMAR, al alquilar locales o vender, debería ser un fiel seguidor de las leyes y, lógicamente, hacerlas cumplir a sus integrantes, por respeto al PERÚ, porque para eso funge como personería jurídica y administradora del complejo comercial; legalmente podría no ser su responsabilidad, pero lo justo no tiene fronteras ya que no podemos regresar a ese antiguo dicho: ES MI HERMANO PERO NO SE NADA.

Blog: [email protected]
Portal: www.elcapitalhumano.com

A %d blogueros les gusta esto: