Las actividades de marketing y publicidad entre las más perjudicadas por el Covid-19.

Es indudable que la pandemia ha afectado a la mayoría de los sectores económicos y sociales de los diferentes países, pero es verdad que se han visto afectados de diferente manera.

Las medidas de confinamiento implementadas por los diferentes gobiernos para frenar la propagación de la enfermedad – hoy día cuestionada por muchos – obligo a que los consumidores se quedaran en sus hogares y que muchas empresas detuvieran sus actividades y tomaran la decisión de reducir sus gastos ocasionando un alto nivel de desempleo, que de ahora en adelante deberá afrontar la sociedad.

Entre las actividades que han sido más perjudicadas destacan la publicidad y el marketing que recibieron los efectos de la reducción de las inversiones y gastos por parte de las empresas, aún cuando se esperaba que el año 2020 sería promisorio para la inversión publicitaria global, estimulada por la celebración de los Juegos Olímpicos de Tokio y las elecciones presidenciales en el mes de noviembre en Estados Unidos. Pues todo eso ha cambiado las previsiones al respecto.

En relación a los sectores más afectados en términos publicitarios destaca la industria del turismo y no solo de forma inmediata sino también a mediano plazo por el temor de los consumidores a contagiarse en el período de vacaciones por iniciarse y a la menor disponibilidad de ingresos de los consumidores para cubrir sus vacaciones.

En todos los estudios que se han publicado a nivel global se coincide en que las categorías de transporte, viajes y turismo es uno de los sectores más perjudicados, incluyendo Europa, USA y Latinoamérica, especialmente los viajes, entretenimiento y telecomunicaciones, respectivamente. Los que más han subido durante lo que va de año son: la publicidad en alimentación y la publicidad gubernamental.

Sin embargo, cabe destacar que la publicidad realizada por la banca también ha caído de manera significativa, lo que es lógico pensarlo porque ante la pérdida del trabajo y menores ingresos los consumidores temen no poder efectuar los pagos por conceptos de préstamos, hipotecas y tarjetas de crédito.

En relación con la caída del marketing, sobresale la disminución de eventos de marketing, la creación de las aplicaciones para móviles y la publicidad online. No obstante, la demanda de aplicaciones web, sitios de e-commerce, SEO y estrategia digital han crecido, evidenciando que serían los servicios mas demandados para responder a las necesidades de los consumidores en el confinamiento.

Imagen de Jan Vašek en Pixabay 

Deja un comentario