Septiembre: ¿ Qué esperar?

La Asamblea Nacional le comunicó al país los resultados que para el mes de agosto reflejó su sistema de cálculo del índice de precios.
Alarmante, por decir lo menos. 223% para el mes, lo que significa 4% diario.

Pero, ¿realmente tuvimos una inflación diaria de 4% en agosto?

Si y no.
Cosas de las mediciones estadísticas. Veamos por qué.
El INPC no es un promedio aritmético, es decir, los precios no aumentan todos al mismo tiempo ni en la misma proporción

El INPC es un promedio ponderado, en razón de lo cuál refleja un precio promedio de un conjunto de bienes, donde cada grupo de bienes su ponderación representa la importancia relativa que tiene respecto al total.

¿ Qué significa?. Que los precios no crecen linealmente; o lo que es lo mismo, su tasa de incremento varia en el tiempo.
Entre el 01 de agosto hasta el 17 los precios crecieron menos del 4%, pero entre el 17 de agosto – día que Maduro anuncio las medidas- y, el 31/08 los precios aumentaron más del 4% diario, y al ” ponderarse” ambos resultados, pues se obtiene el la cifra que anunció la Asamblea Nacional.

Ecoanalitica, prestigiosa consultora nacional, calculó que la semana posterior al anuncio del paquete – 17 A- los precios aumentaron 54% semanal, lo cual implica un incremento de 5,6% diario.
Cuestión, además, que no debe sorprendernos, dado los aumentos de precios autorizados por el gobierno, la pronunciada depreciación del dólar el mercado paralelo – 43%, desde el 17A hasta el 31/08-, el aumento dislocado de la liquidez -20% la semana posterior a los anuncios- y, el reforzamiento negativo del cuadro de expectativas en los agentes formadores de precios por lo equivocado del plan económico.

De modo, que arrancamos septiembre con una inflación diaria de 5,6% y no de 4%, como, en una interpretación superficial del informe de la AN se pudiera derivar.

La pregunta es: ¿ aumentarán los precios en septiembre mas que en agosto?

Lamentablemente todo indica que sí. Por poderosas razones. Veamos.

1) De un lado, el aumento de los salarios en 6000% se hace efectivo a partir del 01/09, lo cual impactará los niveles de precios por dos vías:
* Incremento en los costos de producción en esa proporción
* Imposibilidad de incorporar totalmente a los precios dicho aumento, por la regulación de precios adoptado por el Ejecutivo, lo cuál obligará a,
* Cierre de muchas empresas y comercios que no podrán asimilar en sus balances un aumento de ese tamaño, lo que reducirá la poca oferta que se realiza. Es lo que la teoría económica denomina: shock de oferta adverso. Menos oferta significa siempre precios mas altos.

2) Cubrir el aumento de salarios en el sector público, mas la diferencia salarial de buena parte de la nómina privada, obligará a un impulso en el crecimiento de los niveles de emisión de dinero inorgánico a cifras records respecto a las tasas muy altas hasta ahora observada.

3) El dólar en el mercado no regulado, inexorablemente, continuará su acelerada depreciación, espoleado ahora, además, por la reciente decisión del BCV de obligar a la banca de hacer uso, vía créditos, de las reservas excedentarias, parte de las cuales, de seguro, irán en busca de los pocos verdes americanos que se ofertan, amén que incrementará la liquidez monetaria en un contexto de caída de la producción.

4) La regulación de precios puesta en marcha por el gobierno, por lo general implicando niveles de rentabilidad negativa para las empresas, acompañada de las fuertes fiscalizaciones observadas, disminuirán en gran medida el stock de productos importados, lo que incrementará la escasez, prevaleciendo aquello de ” no hay producto mas caro que el que no se consigue”. Los precios de mercados negros harán su agosto.

Señalamos al principio del escrito que arrancamos septiembre con una inflación diaria de 5,6%. Púes bien, esa tasa de inflación de mantenerse arrojaría para el mes que corre un INPC de 412% [(1+i)^ 30-1)]. Si éste fuera el caso, la tasa que mide el crecimiento de los precios en septiembre respecto a agosto, se multiplicaría por un factor de 1,85.¡  Que barbaridad! Pero,  podría ser peor.
Pues también señalamos un conjunto de circunstancias, que le dan soporte a la hipótesis que la tasa de crecimiento de los precios apunta a que en septiembre la misma será mayor que la observada a finales de agosto.

¡ En tamaño lío estamos como sociedad!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *