José Guerra:

(Redacción) – Ana María López – El diario 2001 publicó recientemente una entrevista realizada al ex director de análisis y estudios económicos del Banco Central de Venezuela, José Guerra, quien afirma que más del 60% de los trabajadores formales no cubren con su salario el costo de la cesta básica. «Hay un grupo de venezolanos que ganan un salario muy bajo y otros altos funcionarios públicos del Estado que tienen un ingreso multimillonario (…) Hay una gran desigualdad salarial producto de una especie de nuevos grupos económicos vinculados al Estado que ganan sueldos muy elevados».

Economista revela «inadmisibles» sueldos de funcionarios

En una entrevista realizada por el diario 2001 y publicada recientemente, el economista José Guerra habló de los «inadmisibles» -a su juicio- sueldos de varios funcionarios del Estado.

«Mensualmente, el presidente de Pdvsa, gana 64 mil Bs. F. (64 millones de bolívares), el presidente del BCV gana 42.000 Bs. F., (42 millones de bolívares). La presidenta del Tribunal Supremo de Justicia gana 42.000 Bs. F. (42 millones de bolívares), el presidente del Seniat gana 35.000 BS. F (35 millones de bolívares), la presidenta del CNE gana 40.000 Bs. F., (40 millones de bolívares)», puntualizó Guerra en sus declaraciones concedidas a la periodista Ana María López.

Sugirió Guerra que, mientras los funcionarios tienen estos sueldos, un médico gana 1.200 Bs. F., (un millón doscientos mil), un maestro gana 1.100 Bs. F., (un millón cien), un periodista gana 1.500, (un millón quinientos). «Entonces un médico tiene 22 años de preparación profesional, y debe trabajar cinco años para poder ganar el sueldo de un mes del presidente de Pdvsa, eso es inadmisible».

«Estas cifras están en los estados financieros que presentó Pdvsa la semana pasada», agregó el profesor de economía.

Bolívar Fuerte no detiene la inflación

Durante la entrevista, Guerra señaló que con la instauración de la nueva moneda no se va a resolver el problema de la inflación y que los datos del primer trimestre del año 2008 están demostrando que «efectivamente la reconversión no es eficaz para bajar la inflación».

«En el área metropolitana de Caracas en los últimos 12 meses, desde marzo del 2007 al 2008 tenemos una inflación de casi 25 por ciento. La inflación acumulada de todo el país, bajo el índice nacional está alrededor del 8 por ciento, casi cerca de la meta de inflación de todo un año, que prometió el estado mantener (11%)».

A juicio de Guerra, «lo único que sentimos con la reconversión monetaria es que tenemos billetes de otros colores, dijo el especialista, pero no hay un cambio sustancial en las condiciones macroeconómicas favorable para el país, aquí lo que tenemos es un bolívar que se ha debilitado».

Si sacamos la cuenta en lo que va de año, el bolívar ha perdido casi 10% su valor en sólo tres meses, a través de la reconversión monetaria.

-¿Podemos decir que ha resultado una devaluación disfrazada?

-No podemos decir que hay una devaluación, porque no se ha cambiado su relación con el dólar, lo que hay es una depreciación del poder de compra con la moneda. No hay devaluación porque el bolívar no ha cambiado su paridad con respecto al dólar de los Estados Unidos, lo que es cierto es que bajó su valor en términos de poder de compra y eso afecta los salarios.

-¿Ha mejorado la calidad de vida del venezolano?

-No, cuando hay inflación, empeora la calidad de vida de las personas, la inflación es un enemigo del salario, yo creo que las condiciones de vida se han deteriorado a lo largo de este año. Producto de esto, es evidente el golpe de la inflación. No hay salario que aguante esa alza de precios.

-Ante esta situación, ¿Qué pueden hacer los venezolanos, pues la cesta básica está en Bs. F. 2.700 y el promedio de sueldos de los trabajadores es dos salarios mínimos?

-El problema de este Gobierno es que dice que favorece a la población, y lo que está haciendo es perjudicar a los que laboran, porque más del 60 por ciento de los trabajadores formales no cubren con su salario el costo de la cesta básica, incluyendo alimentos y servicios. Entonces aquí en Venezuela, hay un salario fuerte, y ese no tiene poder de compra.

Si en Venezuela no se incrementa de manera importante las remuneraciones, estamos ante un problema muy serio, porque hay un grupo de venezolanos que ganan un salario muy bajo y otros altos funcionarios públicos del Estado que tienen un ingreso multimillonario.

En el país hay una gran desigualdad salarial producto de una especie de nuevos grupos económicos vinculados al Estado que ganan sueldos muy elevados.

¿Ser rico es malo?

Mensualmente, el presidente de Pdvsa, gana 64 mil Bs. F., (64 millones de bolívares), el presidente del BCV gana 42.000 Bs. F., (42 millones de bolívares). La presidenta del Tribunal Supremo de Justicia gana 42.000 Bs. F., (42 millones de bolívares), el presidente del Seniat gana 35.000 BS. F., (35 millones de bolívares), la presidenta del CNE gana 40.000 Bs. F., (40 millones de bolívares), mientras que un médico gana 1.200 Bs. F., (un millón doscientos mil), un maestro gana 1.100 Bs. F., (un millón cien) y un periodista gana 1.500 Bs.F., (un millón quinientos).

Entonces, un médico tiene 22 años de preparación profesional, y debe trabajar cinco años para poder ganar el sueldo de un mes del presidente de Pdvsa, eso es inadmisible.

«Estas cifras están en los estados financieros que presentó Pdvsa la semana pasada», dijo el profesor de economía.

Fuente: Noticiero Digital (07/04/08)

A %d blogueros les gusta esto: