Brasil abre con fuerza su economía al mundo (Una política exterior comercial, oportuna y dinámica)

A la Unión Europea exporta 30.800 millones de dólares, cantidad muy similar a la que exporta a la subregión.

América del Sur lleva varios decenios tratando de lograr niveles relevantes de integración económica y comercial entre sus países miembros. El Pacto Andino primero – convertido posteriormente en Comunidad Andina de Naciones – y el Mercosur después, son las dos experiencias más significativas que se han logrado en esta materia.

Sin embargo, si la idea que se persigue es que cada país de la región comercie intensamente con todos y cada uno de los restantes países del área, y que la suma de esos intercambios sea mayor, o por lo enos
equivalente, al comercio con las otras macro-regiones geográficas y económicas del planeta – orteamérica, Europa, Asia- entonces es obvio que ese objetivo no se ha logrado. Para la Unión Europea, en promedio, el comercio más importante es con la propia Europa. El 70 % de las exportaciones de Europa son exportaciones intrarregionales. Para la América del Norte – conformada por México, Estados Unidos y Canadá-más del 50 % de las exportaciones se dirige a los países de la misma región.

Pero para la América del Sur el comercio con las otras macrorregiones del planeta sigue siendo más importante, para todos y cada uno de sus países, que el comercio con sus vecinos.

Buenos vínculos con América del Sur.

Brasil, sin embargo, es un país que mantiene y desarrolla algunas peculiaridades en lo que respecta a su comercio exterior. En primer lugar, mantiene un sólido vínculo comercial con el resto de los países de la América del Sur y de la América Latina, que obviamente no son realidades geográficas ni económicas iguales. Sin que su comercio intrarregional alcance las proporciones que éste alcanza en la Unión Europea o en la América del Norte, Brasil exportó a los países agrupados en la Asociación tinoamericana de Integración, ALADI, en los primeros 9 meses del año 2010, un total de 29.300 millones de dólares, cifra que es 45 % superior a la alcanzada en el mismo período del año anterior. Esa cifra representa, en el 2010, el 20.2 % del total de las exportaciones brasileñas.

En lo que respecta a sus importaciones Brasil también mantiene y desarrollo sus vínculos con la región. En los nueve primeros meses de este año, sus importaciones del resto de los países miembros de ALADI
– que son todos los de la América del Sur mas México y Cuba, sin incluir a los países de Centro América y del Caribe – fueron de 21.400 millones de dólares, lo cual representa el 16.2 % del total de sus
importaciones mundiales.

Buenos vínculos con EEUU y Europa

Otra peculiaridad del comercio exterior de Brasil es que sus vínculos con Estados Unidos no son uantitativamente tan relevantes como lo son para Venezuela y para otros países de la región. Sólo el 9.8 % de sus exportaciones van hacia Estados Unidos – 14.100 millones de dólares en los primeros nueve meses del 2010 – lo cual es menos de la mitad de lo que Brasil exporta a los países miembros de Aladi. A la Unión Europea, Brasil exporta 30.800 millones de dólares, cantidad muy similar a la que exporta a Aladi. Aun cuando las relaciones entre la economía y la política no son nunca tan mecánicas, estas cifras
pudieran avalar la hipótesis de que la región latinoamericana es, para las relaciones comerciales, políticas y diplomáticas de Brasil, más importante que Estados Unidos y tan importante como Europa.

Si analizamos el origen de las importaciones brasileñas, la importancia relativa de sus socios comerciales sigue siendo más o menos la misma que la que nos mostraba el análisis de las exportaciones. Brasil se provee del 15.1 % de sus importaciones, durante el período enero.- septiembre del 2010, desde Estados Unidos, lo cual implica compras por 19.970 millones de dólares, cantidad menor a las compras realizadas en los países Aladi. La Unión Europea es el principal proveedor, con ventas por 28.700 millones de dólares.

China, a su vez, ha devenido en un socio comercial importante de Brasil. A dicho país se exportan 24.500 millones de dólares, lo cual representa el 16.9 % de las exportaciones brasileñas. Se trata de
ventas superiores a las que se realizan en el mercado norteamericano. China, a su vez, vende a Brasil mercancías por 18.750 millones de dólares, lo cual es una cifra cercana a las ventas de Estados Unidos.

En el G-20

En síntesis, no es por casualidad ni por capricho que Brasil es invitado permanente a las reuniones del G-20 y que se piense en él como un probable miembro permanente del Consejo de Seguridad de las
Naciones Unidas. Se trata de un país que irrumpe en la política y en la economía mundial, con sensatez, sin estridencias, con sólidos vínculos con la región en la cual se encuentra asentado, con un nivel de competitividad a nivel internacional y con una saludable diversificación de sus vínculos comerciales.

DIRECCION-E: [email protected]
Publicado en TAL CUAL el día 16 de Noviembre de 2010

A %d blogueros les gusta esto: