La alimentación es clave para los deportistas

Aunque suene muy elemental, todo aquel que realice actividades físicas de manera regular requiere de un mayor aporte de hidratos de carbono para poder equilibrar calorías ingeridas y gastadas.
Así lo indica la publicación electrónica Consumer Eroski, la cual en su edición del marzo de 2007 destaca que se debe prestar mucha atención a la alimentación durante la realización de ejercicios, por cuanto la combinación de ambos factores es la vía idónea para obtener ese estado de bienestar que todos perseguimos. “Ejercicio y alimentación van siempre de la mano, porque si uno de ellos se ve modificado, por el motivo que sea, habrá que adaptarse a la nueva situación”, indican.
Cuando una persona decide realizar actividad física dos o tres días a la semana, debe variar ligeramente su alimentación los días en los que practica dicha actividad, frente a aquellos en los que sigue una vida más sedentaria, puesto que si se descuida con frecuencia este aspecto -hacer un ejercicio intenso sin comer lo suficiente- se origina un desequilibrio entre las calorías que se ingieren y las que se gastan, lo que puede conllevar variaciones en la composición corporal -oscilaciones en la cantidad de grasa o músculo, agua…- que pueden no ser las más adecuadas.
Es importante destacar que, al contrario de lo que mucha gente piensa, hay que aportar energía extra antes de comenzar cualquier actividad física. El gasto de calorías que se produce al aumentar el ejercicio, se debe compensar con el aporte de energía en la dieta.

Alimentos recomendados
Según afirma la citada publicación, antes del ejercicio se deben elegir alimentos que, en poca cantidad, nos aporten la energía y los nutrientes que el organismo necesita para afrontar la actividad.
Alimentos como galletas sencillas o un sándwich ligero de tamaño medio son adecuados antes de realizar un ejercicio prolongado superior a una hora. En cambio, para un ejercicio que dure entre 30 y 60 minutos, una pieza de fruta como el plátano sería una buena elección. Todos ellos aportan hidratos de carbono, un nutriente fundamentalmente energético que contribuye a mejorar el rendimiento deportivo. Es importante decir que estos alimentos se deben tomar con un margen de tiempo antes de realizar el ejercicio.

Dirección-E: [email protected]

A %d blogueros les gusta esto: