La sangría de Cadivi

Venezuela repitió los errores cometidos durante los tiempos de Recadi

VÍCTOR SALMERÓN |  EL UNIVERSAL – lunes 26 de mayo de 2014  12:00 AM – El martes pasado el presidente de la Comisión de Finanzas de la Asamblea, Ricardo Sanguino, explicó que la comisión que investiga el uso de las divisas determinó que en el lapso 2011-2013 Cadivi aprobó la entrega de 20 mil millones de dólares para importaciones que nunca ingresaron al país.

La cifra es relevante. Representa 96% de las reservas internacionales y supera en 43% al atraso en el desembolso de divisas a las empresas del sector privado que por falta de materia prima, disminuyen la producción.

Corrupción, un dólar paralelo que impulsa la inflación, insostenibilidad del tipo de cambio oficial, signos claros de que Venezuela repitió los errores cometidos entre 1983 y 1988, cuando el expresidente Jaime Lusinchi conservó durante sus cinco años de Gobierno a la oficina del Régimen de Cambios Diferenciales (Recadi).

Nada sorprende. La historia demuestra que impedir la libre compra de dólares para enfrentar una veloz salida de capitales como las vividas en 2003 y 1983 creando un organismo que decide quién puede comprar divisas debe ser una medida de corta duración, de lo contrario, afloran los desequilibrios inherentes al control.

Rápidamente el dólar comienza a cotizarse a precios elevados en un mercado paralelo que atiende la demanda insatisfecha. El resultado es que los dólares más baratos, distribuidos por Recadi, Cadivi o como se llame la oficina creada se tornan muy demandados.

Así aparece el hábitat ideal para la corrupción. Empresas de maletín que con la complicidad de funcionarios públicos reciben dólares para importaciones ficticias o compañías que inflan el precio de lo que compran en el exterior para recibir divisas que luego son revendidas en el mercado paralelo.

Una investigación realizada por el economista José Luis Cordeiro determina que a través de Recadi se malversaron 15 mil millones de dólares. Ahora se habla de 20 mil millones.

¿Habrá castigos para los culpables o en eso también se repetirá la historia?

Direcciones-E: @vsalmeron / [email protected]

A %d blogueros les gusta esto: