Vendedores de carros usados creen que Ley debe sancionar solo a concesionarios de vehículos nuevos: “Ellos son quienes crean la especulación”

Concesionarios tipo B creen que la Ley de compra y venta de carros nuevos y usados los beneficiará.

A pesar que la Ley que regula la compra y venta de vehículos nuevos y usados nacionales o importados, es aún un proyecto que espera ser discutido y aprobado en la Asamblea Nacional (AN), la expectativa que ha causado en el mercado y en la opinión pública ha sido grande.

Esas expectativas son mayores en el ciudadano “de a pie”, ese que espera que con el instrumento legal su sueño de adquirir un vehículo no sea tan cuesta arriba, y también en los dueños de los concesionarios tipo B ubicados a lo largo de la Circunvalación 1 de Maracaibo, quienes consideran que más allá de ser afectados por la Ley, ésta los beneficiará.

Coinciden en que las sanciones deben aplicarse a los concesionarios tipo A por ser ellos quienes hacen aumentar el costo de los carros al retener los autos y comercializarlos a través de un mercado paralelo caracterizado por la corrupción.

Parte de esos empresarios aspiran que cuando se apruebe dicha Ley, el mercado comience a estabilizarse y puedan tener de esa manera más vehículos para ofrecer, lo cual, señalan, se traducirá en más opciones para vender y obtener ganancias.

“Esta Ley tiene como objeto regular el precio de compra y venta para los vehículos automotores nuevos ensamblados en el país, los vehículos automotores nuevos importados y comercializados en el país, así como la compra y venta de aquellos vehículos automotores con dos años de uso en el mercado nacional contados desde el momento de su ensamblaje o fabricación”, reza el Artículo 1 del Proyecto de Ley que regula la compra y venta de vehículos nuevos y usados nacionales o importados.

Sobre su ámbito de aplicación, la Ley establece en su Artículo 2 lo siguiente: “Esta Ley se aplica a toda persona natural o jurídica relacionada con la compra y venta de vehículos automotores nuevos adquiridos mediante operación de ensamblaje en el país u operación de importación de vehículos automotores nuevos.

También aplica para la recompra y reventa de vehículos automotores nacionales e importados usados en el territorio de la República Bolivariana de Venezuela, con hasta dos años de ensamblados o fabricados”.

Para Jesús Reyes, gerente de ventas de la empresa de compra y venta de autos a consignación C-1 Autos C.A, la Ley debería sancionar solo a los Concesionarios tipo A y no a todas las personas.
“Apruebo la Ley en cierto modo, pero para los concesionarios tipo A que son los que se están lucrando. Ellos no es que no tienen carros, ellos producen carros y los demoran o cobran a los clientes una cantidad de dinero para que esos clientes tengan que pagarles a ellos, tienen prácticamente un concesionario paralelo”, expresó.

A su opinión, Reyes le suma que la inflación que existe actualmente en el país es otro de los causantes de los altos precios en los vehículos, lo cual a su vez ocasiona que tanto él como sus similares no tengan vehículos que ofertar pues la gente tiene miedo a vender sus bienes por temor a una posible devaluación que se une a la imposibilidad de tener un carro nuevo sin esperar una eternidad en una lista.

Asimismo, Alexandro Polanco, quien es propietario del negocio de venta y compra de carros a consignación Toto Motors, considera el instrumento legal como la mejor opción que ha tomado el Gobierno nacional para solucionar el problema de la escases y altos costos de los vehículos. Aseguró que los concesionarios de carros nuevos son los culpables de ese problema por lo cual debe aplicárseles solo a ellos la Ley.

Reveló que ha pagado hasta sumas exorbitantes en concesionarios solo en “comisiones” para poder tener un vehículo.

“Yo antes con lo que tenía de capital si compraba 10 vehículos ahora compro tres. Es sorprendente cómo los carros han aumentado de la noche a la mañana, entonces tenemos que tener una solución contra eso porque no puede seguir la inflación de esta manera”, detalló.

Polanco manifestó que de aprobarse la Ley, ésta le permitirá a la gente obtener un vehículo a precio justo, situación que indicó “está muy difícil ahorita”.

Héctor Morales, dueño de la compra y venta de carros usados Súper Auto C-1, considera que el hecho que el Gobierno quiera bajar los precios de los vehículos les permitirá trabajar mejor pues tendrán más mercancía.

Fuente: http://noticiaaldia.com/2013/01/vendedores-de-carros-usados-creen-que-ley-debe-sancionar-solo-a-concesionarios-de-vehiculos-nuevos-ellos-son-quienes-crean-la-especulacion/

A %d blogueros les gusta esto: