ENTREVISTA DEL MES: Tulio Hidalgo, presidente de la Cámara de Industriales de Carabobo.

El resultado de las conversaciones que sostienen actualmente empresarios y el Gobierno Nacional en las mesas de negociación, es para Tulio Hidalgo, nuevo presidente de la Cámara de Industriales de Carabobo, el factor clave que determinará el rumbo de la economía para el próximo año 2006.

Para el líder empresarial local las perspectivas económicas del venidero año dependerán fundamentalmente de este diálogo y las acciones concretas que de allí se deriven, tomando en cuenta que en la actualidad la actividad empresarial y económica del país está signada por las directrices políticas, acompañada de diversos factores como los precios del petróleo, elecciones presidenciales, políticas fiscales y acuerdos internacionales.

A pesar del turbio panorama, para el recién electo presidente de la Cámara de Industriales de Carabobo, como empresario no hay que perder la entereza y ganas de trabajar, debido a que por el contrario hay que tener como reto coadyuvar al incremento del empleo y la generación de riqueza, manejando las más eficaces herramientas gerenciales.

“Los empresarios debemos apoyar nuestra gestión en un trípode que debe estar siempre conformado por la relación trabajadores, estrategias y operaciones dentro del marco de la ética y responsabilidad social empresarial, esquema fundamental para superar exitosamente múltiples factores que perturban la actividad productiva”, comentó Hidalgo, quien toma nuevamente las riendas de la Cámara de Industriales de la región para el período 2005-2006, tarea que ya desempeñó con éxito del 2001 al 2003.

El representante del sector industrial considera que los empresarios deben continuar exigiendo con firmeza cuando sea el momento de exigir, pero deben estar concientes también de que levantar la economía es una responsabilidad compartida en la que deben aportar ideas y voluntad, para así construir mancomunadamente las bases de un modelo económico que deje atrás la economía rentista y propicie el desarrollo armónico y sostenido del país.

“Se debe afianzar la libertad individual, la iniciativa privada, la libertad de empresa, el derecho a la propiedad, respetando la función social que tiene que cumplir la industria de conformidad con la ley”, dijo.

“No se trata de defender intereses particulares, sino por el contrario, consiste en el imprescindible ejercicio de construir el ambiente más propicio para el progreso y el éxito de toda iniciativa que fortalezca el tejido industrial, considerando que no existe experiencia internacional exitosa en que la diversificación de la economía y la industrialización, no representen el componente fundamental que soporta el desarrollo integral de una Nación”.

En cuanto a la necesidad de la investigación de mercado y las actividades desarrolladas por organizaciones como “Deproimca” para el crecimiento empresarial, Tulio Hidalgo afirmó que las herramientas de mercado son necesarias, no sólo para el éxito de las empresas localmente sino en todo el mundo.

“Las empresas deben estar a la vanguardia de los últimos adelantos que le permitan desarrollar una actividad exitosa”.

A %d blogueros les gusta esto: