La millonaria deuda de Venezuela con el gobierno chino

Venezuela incrementó en US$ 4.000 millones su deuda con China, mediante la figura de un aporte chino al llamado “Fondo de Financiamiento Conjunto”. El pago de la deuda se realizará con exportaciones de petróleo, o en caso de no ser suficientes las ventas de crudo, Venezuela deberá pagar en efectivo.

El aumento de la deuda está sujeto al incremento de personal chino en Venezuela para el control del Fondo. Oficialmente el aumento de chinos en el manejo del Fondo será para “aprovechar la experiencia” del Banco de Desarrollo de China “en materia de desarrollo social y económico”.

La constitución del Fondo se ha materializado mediante dos préstamos del Banco de Desarrollo de China al Banco de Desarrollo Económico y Social de Venezuela. El primero de ellos, acordado en el 2007, fue por US$ 4.000 millones.

Venezuela incrementó en US$ 4.000 millones su deuda con China, mediante la figura de un aporte chino al llamado “Fondo de Financiamiento Conjunto”. El pago de la deuda se realizará con exportaciones de petróleo, o en caso de no ser suficientes las ventas de crudo, Venezuela deberá pagar en efectivo.

Durante la visita del vicepresidente chino Xi Jinping a Caracas,fueron firmados los documentos para un nuevo préstamo chino con el mismo propósito y que elevó a US$ 8.000 el endeudamiento venezolano con China, por esta vía.

El plazo del préstamo chino es de tres años, lo cual evidencia la premura que el gobierno venezolano tiene de recursos frescos, dado el corto plazo del préstamo.

El préstamo chino está amarrado: su utilización se limita a “proyectos susceptibles de ser abastecidos por bienes, servicios y apoyo técnico de origen chino”.

Las reglas impuestas por China para el manejo del Fondo y para la cancelación de la deuda, aceptadas por el gobierno venezolano, incluyen cláusulas que permiten la intervención directa de China en el manejo de los recursos.

Expertos en esquemas de financiamiento internacional consultados llamaron la atención sobre la similitud entre los documentos aceptados por Venezuela y los mecanismos de control que imponen organismos de financiamiento internacional a sus clientes.

Gobiernos como el venezolano (así como el de Ecuador, más recientemente) han denunciado las prácticas de esos organismos internacionales como violatorios de la soberanía nacional. En el caso del acuerdo con China, el gobierno venezolano ha aceptado que ese país ejerza funciones de supervisión dentro de Venezuela.

El pago del préstamo chino se realizará mediante una cuenta que Venezuela deberá abrir en el China Development Bank en Pekin. La cuenta está nominada en dólares estadounidenses, moneda utilizada para todos los propósitos del manejo del Fondo y del préstamo. Venezuela, por otra parte, aceptó que la legislación aplicable al acuerdo sea la inglesa.

La visita a Venezuela del vicepresidente chino Xi Jinping formó parte de una gira con fuerte acento comercial que también lo llevó a Brasil, Jamaica, México y Colombia. La visita a Brasil marcó un hito en la geopolítica energética suramericana: Petrobras se comprometió a exportar, en un primer paso, 160.000 barriles diarios con destino en refinerías chinas. Brasil ya incluyó su creciente potencial petrolero en su agenda de negociación internacional.

Fuente: http://www.noticias24.com/actualidad/noticia/25157/el-informe-otalvora-sobre-las-deudas-de-venezuela-con-china/

A %d blogueros les gusta esto: