La Renuncia de Maduro es un hecho prácticamente irreversible, la grave situación económica con tendencia a deteriorase; con casi 80 % de la población exigiendo su  salida; el revocatorio pendiendo sobre su cabeza; la presión internacional y la presión de amplio sectores del Polo Patriótico y de su propio  partido, para que renuncie, buscando evitar una humillante derrota en un revocatorio, y tener tiempo de prepararse para las elecciones de gobernadores. Todo esto debe tenerlo pensando en su futuro, fuera de la presidencia de la República.

Futuro político definitivamente, no tiene, al menos no en Venezuela, salvo un milagro, el mundo entero se le vendrá encima, pero sobre todo por parte del PSUV, quienes por inercia, buscaran endilgarle la culpa de todos los males ocurridos , buscando salvar el legado de Chávez y el mito del “siglo XXI”, pudiendo llegar a estar dispuestos a apoyar una eventual prisión para Maduro, para oficializar la ruptura, deslastrarse de su gestión y poder reiniciar la recuperación del poder, mientras que la oposición  al contrario, tenderá a culpar al propio Chávez y al socialismo del siglo XXI, del desastre ocurrido

El globo de ensayo que lanzo el presidente, a través de Didalco Bolívar, lo demostró,  no tiene con quien contar, pero puede hacer aún, mucho daño y que su salida pase por una confrontación violenta, con muchos muertos y un mayor daño al aparato productivo, que haga aún más difícil la recuperación  emocional, política y económica del país.

Maduro tiene que estar necesariamente, preparando un plan para esa eventualidad, que lo proteja a él y su familia, en renunciando y saliendo del país, de ser extraditado y terminar en prisión, y es aquí, donde entra EE.UU y explica la presencia de Thomas Shannon en Venezuela,– palabras mayores de la política exterior gringa–, y la reunión de 2 horas, sin testigo. Necesita contar con la ayuda de su archí enemigo, para que le garanticen que no será perseguido y poder disfrutar un pacífico exilio, para él, su mujer y una reducción de pena  para los sobrinos de su mujer, para más nadie. –Diosdado que vea cómo se las arregla–

Considerando el conocimiento que tenemos de la conducta política humana, esto sería lo más probable que suceda, sin embargo todos sabemos que la realidad, con su infinita posibilidad de variables, es capaz de cosas que el humano pensamiento, ni aun en sus mayores estados de delirios, se atreve a imaginar, y él Presidente, puede estar dispuesto a inmolarse, para no sentir que ha defraudo la confianza; que el comandante eterno, que el líder supremo, que el Chávez que está en los cielos de los mártires revolucionarios; puso en sus manos, o se le ocurra alguna otra zoquetera, si se siente acorralado –dale una salida a un hombre y se convertirá en cobarde, acorrálalo y se convertirá en un mártir, y esto es posible que le convenga a alguien – Raúl Zapata C.: 3669126 raulzapataa@hotmail.com tlf: 0414-815.1929 Contador público egresado de loa UDO, posgrado en Estudios Avanzados en gobernabilidad y Gerencia Pública egresado de la UCAB y Diplomado en Mercadeo  egresado de la U. Metropolitana