El investigador y comunicólogo A. Pasquali de la UCAB, afirmó recientemente lo siguiente: “Lo que hay en Venezuela es o puede ser calificado como un proceso de desdemocratización de todo el sistema comunicacional, porque la doctrina oficial es el de una hegemonía comunicacional; es decir, una doctrina donde el Estado declara lícito el predominio de un sistema ideológico, por supuesto, el propio”, sostuvo.

En 1998 había en Venezuela 89 periódicos, todos bajo control privado, y 25 canales de televisión, 23 independientes y 2 manejados por el Estado, señala un artículo titulado “The Authoritarian Resurgence: Autocratic Legalism in Venezuela”, publicado en abril de este año en la revista académica Journal of Democracy por Javier Corrales, PhD de la Universidad de Harvard y profesor de Ciencias Políticas en Amherst College, Estados Unidos. Luego de 16 años del chavismo en el poder, la situación ha cambiado radicalmente. 

Recientemente se conmemoró el Día Mundial de la Libertad de Prensa. Venezuela tiene poco que celebrar. De los 107 canales de televisión, 46,7% es privado. Solo 47% de los 117 periódicos que existen en el país puede considerarse independiente. Esos porcentajes han caído drásticamente desde que el socialismo del SXXI llegó al poder en 1998 y empezó a instaurar lo que llamaron una “hegemonía comunicacional”. El máximo exponente de este régimen ha acelerado el proceso, creando medios públicos y otorgándoles más recursos. En 2014 recibieron 5,37 millardos de bolívares, más que el presupuesto 2015 de 13 ministerios.

Si bien es cierto que el número de radios privadas se ha reducido, en la última década más de 50 emisoras han sido cerradas, esto ha producido intimidación, miedo, censura y autocensura tanto en los comunicadores sociales como en los dueños de radioemisoras. El Estado posee 105 radios (79 FM y 26 AM) y 244 comunitarias, 10 canales de televisión, 17 publicaciones impresas, 8 emisoras de radio y 2 sitios web de contenido exclusivo en Internet.

Dirección-E: @genaccion