La ética en los negocios y el mercadeo

Veo con gran preocupación, la descomposición social existente a nivel de valores y principios éticos, donde se pierde la voluntad de mantener una cultura de buena fé y disposición absoluta en lograr marcar la diferencia. Bien sea, a través de brindar un servicio excelente, por el respeto al derecho de los demás en obtener un beneficio, o en traspasar los limites de una sociedad bien fundamentada.

Escucho constantemente de mis clientes y amigos los anécdotas o historias de que fulano me ofreció una excelente propuesta a fin de ganar/ganar y salí con las tablas en la cabeza.

La gran interrogante es, que nos está sucediendo. Es cierto que existe un avance y desarrollo de comunicaciones a través del campo tecnológico y de la evolución del Mercadeo. En ese sentido, las fuerzas del entorno socioeconómico, cultural y natural, impondrán nuevos límites a cada uno de los elementos afectados, en especial, a las prácticas de mercadeo y de los negocios que sirven de medio para incorporar al mercado estos avances.

La ética en las organizaciones, puede ser afectada por diversos factores: desarrollo moral de sus gerentes o líderes; sistemas de valores individuales; contenido y fortaleza de la cultura organizacional; diseños estructurales de la organización que permiten la ambigüedad; intensidad del problema ético.
Desde hace algún tiempo, más aún en la actualidad, la ética en los negocios ha sido objeto de revisión, por presentar dilemas éticos difíciles, en distintas áreas y escenarios. En ese sentido, las empresas deben determinar si realmente están aplicando actividades éticas y si son socialmente responsables.

La ética en la Mercadotecnia es una de las más afectadas. De pensar lo contrario, revisemos la gestión de muchos lideres o gerentes que a fin de lograr las metas deseadas en ventas, o simplemente estimular la demanda, son capaces de crear el escenario propicio para engañar u ofrecer un producto o servicio, que no cumpla con los estándares de calidad, o simplemente de otras condiciones.

Dentro de éste marco de ideas invito a revisar y resolver elementos éticos de importancia, tales como: (Kotler, 2001)

Aspectos de las ventas, como el soborno o el robo de secretos industriales, uso de técnicas que violen la intimida de las personas.

– Aspectos de la publicidad, como los anuncios falsos y engañosos, uso de tácticas de alta presión, para persuadir a la gente a que compre.
– Aspectos de la distribución, como tratos exclusivos y acuerdos vinculantes.
– Aspectos de productos como: la calidad, seguridad, garantía, servicios, protección de patentes, apresurar la obsolescencia de los productos.
– Aspectos de la presentación, como rótulos adecuados y uso de recursos escasos.
– Aspectos de precio, como las políticas de fijación, discriminación y mantenimiento del precio de reventa.
– Aspectos competitivos como las barreras de ingreso y la competencia depredadora y desleal.

Del mismo modo, habría que agregar, entre otros:
Aspectos de producción y adquisición de materias primas, como calidad de los procesos e insumos y el impacto ambiental de los mismos.

Aspectos laborales como: tipo de contrataciones, retribución del esfuerzo, calidad de las relaciones y bienestar común.

En conclusión, las empresas deben revisar y hacer un diagnostico de los elementos éticos que han adoptado a fin de buscar el BIEN propio y el BIEN colectivo. El éxito empresarial solo se logrará a medida que elevemos tales principios, y como dijo KOTLER: «las empresas que puedan innovar soluciones y valores de forma socialmente responsable tendrán las mayores posibilidades de éxito» (Kotler, 2001).

Dirección-E: [email protected]

A %d blogueros les gusta esto: