Responsabilidad social universitaria

La responsabilidad social es una normativa que sale  al mundo hace pocos años  como resultado del calentamiento global y la  necesidad de efectuar los arreglos  al interior de las  sociedades para cambiar esta  tenebrosa realidad dispuesta y presentada  por intermedio de la ORGANIZACIÓN DE NACIONES UNIDAS (ONU)  como resultado del tratado de KYOTO, en diciembre de 1977  y dirigida a todos los países que la integran, buscando un cambio  inmediato y radical en el trato que se daba a los trabajadores y medio en general  en las empresas   y  su entorno, fijando  normas de comportamiento que  definitivamente  van de acuerdo a los  objetivos buscados y cambios  que deben darse al interior de las mismas y  posteriormente  trasladadas por los trabajadores  a sus respectivos hogares.

Motivo que obligó  a todas las instituciones  del  rublo empresarial a adoptarlas como suyas e implementarlas, originando tal situación, como algo positivo  diferenciarse  a estas de otras, al dar nuevos y mejores caminos  para tal fin,  lo que redundó en beneficio  al incrementar clientela y mercado  compuesto por un publico  que premiaba  el esfuerzo sobre todo lo que mejore la protección  de la contaminación global.

Esta iniciativa obligada de Responsabilidad Social  Empresarial (RSE),  definitivamente comenzó a dar sus frutos a nivel global  con cambios en los comportamientos y actitudes  del sector social laboral y como todo lo bueno,  comenzó como cascada a llegar a otros sectores con la esperanza que también tengan  éxitos ,  en especial  donde la Corrupción y Mediocridad  son los responsables.

LA RESPONSABILIDAD SOCIAL UNIVERSITARIA  (RSU), es el llamado a  una necesidad  de cambio inmediato al interior de las mismas como también con los organismos externos con los cuales se ve involucrada directa como indirectamente.

En nuestro medio existen tres tipos de Universidades, mismas que las podemos clasificar de la siguiente manera:

1)     LAS UNIVERSIDADES PÚBLICAS,  la gran mayoría cuestionadas por su bajo nivel educativo y consecuentemente de profesorado también, fuera de carecer  de los medios necesarios para estar debidamente equipadas de acuerdo con las carreras que se ofrecen.  De investigación, casi nada, por no decir nada, unas dos o tres. Gran Corrupción y Mediocridad. Los alumnos, mayoritariamente con su esfuerzo consiguen lo necesario para ampliar conocimientos.

2)        LAS UNIVERSIDADES PRIVADAS, con dueños visibles,  en su gran mayoría, sin curriculum adecuado, ni equipamiento, ni locales, como también un muy bajo nivel docente.  El 85% de estas deberían ser cerradas ya que lo único que consiguen es estafar a los alumnos y sus familias, gran Corrupción y mediocridad. Claro esta que existen, lamentablemente pocas, unas que realmente son un ejemplo de modernismo, actualización y responsabilidad empresarial.

3)        LAS UNIVERSIDADES PRIVADAS, SIN DUEÑOS  VISIBLES, dentro de estas tenemos  a la Universidad Ricardo Palma, Garcilaso y San Martín entre otras. Mismas que fueron expropiadas  entre los años  60 y 70 y dadas en administración a grupos de profesores  que de la noche a la mañana se encontraron con la mesa servida,  lo que ocasionó en el trascurso de los años, peleas y división al interior de las mismas por mantener el control y poder.  A través del tiempo, los escándalos  al interior de las mismas  salieron a la luz pública, más de un rector en la actualidad y otros que dejaron de serlo se encuentran  comprometidos en sendos juicios tanto por los diferentes grupos al interior como también por las áreas de competencia del estado.

Dentro de las causas están malversación de fondos, sueldos astronómicos, tal cual es el caso de la Universidad Garcilazo, festín de títulos y cargos sin tener los requisitos mínimos exigidos por la ley  de las mismas Universidades, permitiendo esta vergonzosa situación  encontrar autoridades como directores de escuela y decanos y hasta casos de rectores, teniendo prácticamente como cómplices para estas vergonzosas designaciones  a  la Asamblea  Nacional de Rectores (ANR) que ha permitido y permite una serie de irregularidades en todas las Universidades, atentando directamente contra los intereses del País, habiendo inclusive tenido como máximo representantes de ellos y en sus directivas a personas  enjuiciadas  y  reelegidas más de lo permitido en sus propias Universidades, objetivo que consiguieran canjeando por interés los cargos y puestos  claves como   pagos económicos especiales tanto a profesores como a los sindicatos de las mismas, sin dejar de lado las becas de estudio y demás dadas a los involucrados como familiares a costas de los alumnos regulares, corrompiendo con esto al sistema Universitario en general, inclusive  parcializando a los representantes de los estudiantes, por migajas y notas. Sin dejar de lado las pretensiones de los grupos que tienen el poder momentáneo de apropiarse de las mismas, cuando las mismas son propiedad exclusiva de los alumnos y exalumnos.

(Algo que la mayoría  no sabe).

Tampoco podemos dejar de lado el sistema de miedo impuesta en las mismas a los profesores honestos, obligados a no ver, no oír y no comentar bajo pena de ser reducidas sus horas o sacados de la Universidad. (LA LEY DEL ABUSIVO MEDIOCRE)

En resumen,  es de entender que si se hiciera una evaluación profesional a los  profesores, en  este tipo de Universidad, la mayoría seria desaprobada por su falta de experiencia en la actividad profesional ya que esta gran mayoría comprada mayoritariamente  y asustada el resto, tiene como única experiencia ser profesor sin mayor experiencia profesional o si la tuvo fue como empleado de tercer nivel y eso los obliga a seguir ordenes  aunque no sean éticas, fuera de tener auténticos dinosaurios que  todavía se manejan en clase con  resúmenes  manuscritos y  sin saber operar  los medios actuales de comunicación, con mas de 30 años de servicio y son en mayoría los principales, bloqueando con estas posiciones, a profesores nuevos, actualizados y conocedores de la globalización  y que hablan el mismo idioma de la juventud actual.

La Responsabilidad Social Universitaria, busca cambiar todo esto, situación que no  conviene  ni a los estudiantes ni al País y menos a la Universidad, convirtiendo  a las partes, llámese autoridades, profesores y alumnos  en cultivadores de  las nuevas técnicas y necesidades, buscando la superación constante de las mismas, fiscalizadas por ellas mismas, esta es la única manera de poder acceder a la globalización con posibilidades de triunfo.

Siendo sus objetivos los siguientes:

a)  Autoridades Honestas, b)   Profesores actualizados, con salario justo. , c)  Carreras de acuerdo a necesidad local y mundial, d)   Silabus  actualizados, e)   Desarrollo de investigación por especialidades, f)  Equipamiento de acuerdo a carreras, g)  Alumnos con ganas de estudiar y aprender, h)    Mayor coordinación con sector empresarial, i)  Carreras autorizadas para titulación., j)     Bolsa de trabajo,  k)     Coordinación efectiva con exalumnos y sus experiencias.

Fuente: [email protected]

Mg. Dante Arbocco Quesada

A %d blogueros les gusta esto: