Capacitación y desarrollo de Trabajadores y Secretarias Ejecutivas

Resumen

             El rol de las secretarias debe siempre ser tomado en cuenta en pro de su desarrollo profesional, personal, prestársele toda la colaboración que le permita desempeñar sus funciones, darle paso a que surja su potencial, creatividad, su talento, capital humano que encierra.

       En este escrito, se analiza la relevancia  e importancia de lo que las secretarias proporcionan en favor de la institución, empresa, organización donde prestan sus labores; se hace énfasis en resaltar  la colaboración que se le debe prestar y proporcionarle la capacitación requerida que genere un desempeño exitoso.

Palabras claves

     Desempeño, productividad, eficacia, conocimientos, formación, capacitación

Introducción

           Todo buen gerente debe estar plenamente identificado con el rol que, en el presente, debe desempeñar  la secretaria ejecutiva; más en una época en donde es necesario nuevas competencias, estar plenamente identificadas con las tecnologías modernas comunicacionales, conocimientos, gestión de servicio, eficacia, rendimiento.

      No puede seguirse gestionando de acuerdo al tradicionalismo, anclado al pasado,  en donde un significativo números de gerentes, ejecutivos, consideran a las secretarias como un instrumento productivo de redactor eficaz, informes, cartas, llamadas telefónicas y, algunas veces, teclas del aparataje de las relaciones públicas, no dándole la  importancia que ellas desempeñan en los objetivos  y fines empresariales.

      Es así,  como las marginan y someten al automatismo del engranaje de producción y rendimiento, al máximo esfuerzo de sus conocimientos, sin tomar en cuenta la capacidad científica que ellas pueden desarrollar.

     Justamente, ante esta evidencia, y no solo para las secretarias ejecutivas como parte importante de una organización  empresarial, sino para todos los trabajadores, que la integran, es por lo que considero importante desarrollar este tema.

Generalidades,  fundamentos, alcance, relevancia

      Latinoamérica ya ha empezado a despertar, en algunos de sus principales países, del letargo económico y productivo en que ha estado sometida por la ignorancia del tecnicismo y aprendizaje de las grandes potencias, como de los Estados Unidos, Comunidad Económica Europea, China. Japón, Rusia; y está tomando conciencia que ella debe  desarrollar, establecer experimento, analizar y crear nuevas técnicas, conocimientos entre otros puntos; y me atrevo a señalar, fundamentos y normas de una administración propia de la raza latinoamericana, que, sin duda alguna, se tornará la más significativa dentro del nuevo humanismo integrador pacifista y creativo que se necesita en este planeta Tierra. Vale  decir, nacerá el trabajador latinoamericano libre, con una libertad sin esclavitud dogmática, ortodoxa e impositiva del vasallaje colonizador de razas que ha esclavizado y transformado en autómatas de su propio desarrollo, a un precio donde se ha perdido el calor humano, el poder innovador, la intuición creativa, por temor a verse marginada del poder adquisitivo que sus propios productos demandan y que ellos mismos fabrican.

      Latinoamérica ya empezó su revolución industrial, no dependiente de ninguna universidad, centros e instituciones que han forjado programas y sistemas de enseñanzas, para hacer de la mente humana un “zombi” limitada a dirigir sin crear, a formar parte de los conocimientos administrativos, económicos y productivos segmentados en especialidades sofisticadas.

     Ya no se irá a Harvard, Oxford, Cambridge o Princeton; se crearán universidades libres  en donde los trabajadores puedan variar sus  experiencias y demandar conclusiones teóricas u otras informaciones, para experimentar los conocimientos y ponerlos al servicio de las generaciones  venideras.

     Nacerán universidades o centros de estudios que no sean clasistas, ni que marginen a la gran masa de trabajadores que observamos flotantes en nuestras sociedades, por los cupos limitados en las universidades públicas tradicionalistas; copias textuales de las extranjeras anglosajonas, en donde se tiene derecho a entrar por puntaje y sobre todo por la capacidad de pago.

   No! Los  trabajadores  latinoamericanos en estas nuevas universidades, reestructurarán esos caducos programas y establecerán las necesidades objetivas y cuantificables, que demanda el despegue exitoso de esta revolución del conocimiento, desarrollo técnico y equidad social de nuestra sufrida Latinoamérica.

     Definitivamente, adentrándonos en el tema, podemos señalar que los trabajadores, entre ellos desde luego, las secretarias  ejecutivas  para que tomen conciencia de su acción creadora, es necesario que comprendan los conceptos racionales subyacentes y de asociación libre, de su mente preconsciente. Para ello es importante conocer los principios y métodos que permitan   que la eficiencia creadora del ser  se aumente notablemente, a través del análisis e interpretación de los procesos psicológicos, mediante  los que operan, además de comprender y palpar, que en el proceso creativo se torna muy importante y significativo lo emocional más que lo intelectual y lo irracional, más que lo racional.

La empresa moderna, a través de sus nuevos profesionales, forjados en el crisol de la experiencia, con la adquisición de conocimientos que permiten explicar sus acciones  y optimizar resultados positivos, además de haber despertado ya los conciencia del rol del trabajador latinoamericano en estos nuevos procesos de cambio, ha visto la necesidad e importancia de crear y establecer una “teoría operacional”, en donde se emplee conscientemente los mecanismos sicológicos preconscientes que se dan en toda actividad creadora del hombre.

    Al establecer esta teoría, el administrador buscará aumentos de la probabilidad de éxito en todas aquellas situaciones en que se plantean problemas y se solucionen.

    Para ello, el aumento tendrá su dependencia  del hecho que estamos consciente de los mecanismos en los que se debe trabajar, para llegar a soluciones nuevas y relevantes.

   Por supuesto, reconocemos y tal como lo ha manifestado Williams J. Gordon, el proceso creativo se ve en dificultades, por el hecho de que siendo un proceso, está en movimiento. Es por eso, que debe estudiarse todo proceso creativo en vivo mientras está sucediendo; vale decir, tratar de investigar y comprender los conceptos subyacentes, no racionales y de libre asociación, que fluyen bajo el proceso articulado de superficie; para ello es necesario, entonces, problemas por resolver y personas para observar.

   Es importante, por tanto, que el nuevo administrador latinoamericano se torne culto y más ampliamente capacitado y de esta manera, será más eficiente; mientras más firme sea su base de conocimiento, organizado, y de investigación sistemática organizada, para que de esa manera haga más profundo su arraigo en una verdadera disciplina administrativa, dentro de la nueva empresa de nuestro medio.

   De lo anterior y la continua investigación en el interior de la empresa, se logrará que el proceso creador en los seres humanos concretamente y, sobre todo, que ésta descripción pueda ser útil para enseñar alguna metodología, tendiente a aumentar el rendimiento creativo de las secretarias, individuos y grupos.

     Además, se debe tomar muy en cuenta, que el proceso individual en la empresa creadora, disfruta de una analogía directa con el proceso de grupo.

    La empresa latinoamericana y sus administradores del presente en este tópico, deben tener presente, que la eficiencia creadora de las personas puede ser aumentada satisfactoriamente, si las mismas comprenden los procesos psicológicos mediante los que operan.

   Volvemos a insistir: Que en los procesos creadores, el componente emocional es más importante que el espiritual y el irracional más que el racional; justamente estos elementos racionales y emocionales  son los que deben ser comprendidos,  para aumentar la probabilidad de éxito en una situación resolutiva de algún problema específico.

   Por último señalemos, que los ejecutivos deben enseñar a sus secretarias, que el ser humano está siempre en busca de su singularidad  y está comprometido a ser miembro de algún tipo de grupo; es decir, el individuo no crece en una sola dirección, sino mediante una continua oscilación entre dos polos.

   Lo anterior implica dos pasos dentro de una solución funcional y práctica:

  1. Que cada miembro del grupo debe estar personalmente comprometido a resolver el problema lo mejor posible.
  2. Que en ese estadlo mental es posible para los miembros de un grupo oscilar entre un énfasis sobre el grupo y su capacidad colectiva.

    Por lo tanto, se debe interpretar la participación de las secretarias  y trabajadores, a fin  de lograr el proceso creativo con seminarios, charlas, talleres, diplomados, cursos y sobre todo como persona en la construcción de modelos.

    Téngase presente, que los estados sicológicos y los mecanismos que ocurren cuando un individuo crea, están normalmente “sepultados” (bajo tierra). De aquí, que la situación del grupo experimentador y participativo  de los seminarios, obligue a cada participante, a comunicar sus sentimientos y pensamientos acerca de una situación, hecho o problema planteado y traer a la superficie elementos del proceso  que puedan ser analizados, estudiados e identificados.

     La experiencia ha demostrado, por otra parte, que para el caso de la solución de problemas, al igual que para toda investigación sobre el proceso de creación, un grupo que opera adecuadamente tiene ventajas sobre el individuo, además de su efecto sobre la osadía individual.

    Justamente ante esto no olvidemos, que para lograr métodos de ataque radicalmente nuevos  a problemas antiguos, es esencial asumir riesgos psicológicos, abandonar formas familiares de ver las cosas y de interpretar la imagen que tenemos de nosotros mismos.

 Conclusiones

     Tomando en cuenta lo desarrollado, la gerencia moderna debe prestarle mucha atención a su recurso humano, no descuidar  los roles de estos, el valioso capital humano, talentos  que lo acompañan en su gestión, proporcionarles la colaboración necesaria para interpretar los escenarios modernos administrativos, que hoy se manifiestan, capacitarlos ayudarles a   desempeñarse  exitosamente  de acuerdo a las características modernas.

     No olvide los escenarios empresariales del presente, requieren de un personal calificado, plenamente identificado en su rol  a fin de colaborar con la empresa, organización y sentirse plenamente satisfecho de su labor.

     De usted depende, en el tiempo presente, incrementar el potencial  creativo de sus secretarias, trabajadores; hágalo, no se demore… y Venezuela, nuestro caso, progresará!

(*) Docente de Postgrado. Comportamiento Organizacional. Exatec, Evade

Dirección-E: [email protected]

Web: www.carmorvane.com

A %d blogueros les gusta esto: