Hablar en público exitosamente

CONSIDERACIONES, SUGERENCIAS

Es sabido, que en el presente, la habilidad para hablar en público es fundamental para alcanzar el éxito en la vida familiar, profesional o social. Pero, para muchos, parece una misión imposible.

Luís Gómez, de la Universidad Católica de Valparaíso, nos indica, que se debe considerar que las personas no conocen ni cultivan sus reales capacidades comunicativas; y, por lo tanto, no las ponderan, no saben cuánto se pueden mejorar con algún adiestramiento adecuado y sistemático. Nada saben de clases de comportamientos verbales, de tipos de textos, de estilos o recursos de composición, de interpretación textual, de requisitos pragmáticos de su propia cultura, etc. Por lo tanto, no logran comportarse verbalmente de acuerdo a los estándares vigentes en las situaciones comunicativas de su medio.
No manejan –o no saben hacerlo- las estrategias comunicativas específicas, sea para hablar o escribir bien, sea para escuchar o leer exitosamente; esto es, comprendiendo, no prestan atención al hilo conductor del discurso o texto, no captan las estructuras semánticas profundas y, sobre todo, rara vez están seguros de la calidad de sus realizaciones e interpretaciones verbales.

¿Qué pasa, entonces? ¿Se trata acaso de un tipo de comportamiento que sobrepasa las posibilidades reales de la mayoría de las personas? ¿Está el hombre común subcapacitado para comunicarse satisfactoriamente con sus congéneres? ¿Juega en esto algún papel efectivo la educación sistemática?

Lo cierto es que, para que una persona realmente sea escuchada, necesita contar con una gran habilidad para lograr un equilibrio entre los gestos, el tono de voz y las palabras.

Se puede conocer de principio a fin el mensaje (el qué decir); sin embargo, si no sabemos transmitirlo (el cómo), la comunicación difícilmente llegará a su destino de una manera correcta. Se dice que hasta un 80% de nuestro mensaje podría ser mal entendido por el público a quien nos dirigimos.

En el boletín de “En Plenitud” se nos recuerda, que para conversar, para vender, para dar conferencias, para negociar, para atender a los clientes, para enseñar, para establecer relaciones públicas, para exponer ante un medio de comunicación y para realizar presentaciones comerciales, el lenguaje oral, el tono de voz adecuado y los gestos continúan siendo el medio de comunicación por excelencia.

Se insiste en resaltar, que hablar en público exitosamente es una habilidad siempre bienvenida en cualquier ámbito profesional, hace cualquier discurso más creíble y otorga una impresión de seguridad.

Hablar en público exitosamente, propicia el éxito y optimiza las relaciones interpersonales.

Se nos recuerda que, consideremos, que siempre que hacemos una presentación nos mostramos individual o corporativamente, decimos la calidad de quiénes y cómo somos realmente. En muchas ocasiones, el éxito futuro depende de una buena presentación.

Sin embargo, las estadísticas afirman que el «cómo se dicen las cosas» es más importante sobre «qué tengo que decir». Si una persona se para frente a un público, el auditorio estará pendiente en un 55% de su lenguaje corporal, en un 38% de su tono de voz y en un 7% de sus palabras.

José René Alvarado, nos proporciona algunos consejos que deben ser tomados en cuenta para alcanzar el éxito en hablar en público, a saber:

1. Prepare el tema
El éxito comienza antes del momento de hablar en público. Si deseas comunicar una idea a tu público, (puede ser de una o de mil personas), dedica el tiempo necesario a preparar e investigar muy bien sobre tu tema.
2. Conocer a tu público
Reflexiona por un momento sobre a quién le vas a hablar y pregúntate cómo vas a responder a sus intereses y expectativas.
3. Mantén la atención de tu auditorio
El reto es ganar y mantener su atención, desde la introducción hasta la conclusión del tema, empleando las palabras correctas, un tono de voz adecuado y un lenguaje corporal convincente. Esto se logra practicando previamente la presentación. Es importante evitar la improvisación, debes escribir tus ideas principales y practicar hasta que no dependas de ellas.
4. Sea conciso y claro
El buen uso de las evidencias necesarias, el manejo adecuado de medios audiovisuales y un formato ad hoc al objetivo del tema, te permitirán ser conciso y claro cuando hables en público. Las ayudas audiovisuales solamente son una herramienta de apoyo; debes mantenerte en el centro de la presentación. Sin embargo, es importante que procures, que las evidencias estén a mano y que las ayudas audiovisuales sean claras.
5. Sonríe y mantén tu entusiasmo

Una sonrisa sincera y un entusiasmo contagioso, te harán sentirte mejor y que tu público sea más receptivo. Mantén el entusiasmo durante toda tu presentación.

Empieza a marcar la diferencia en tus presentaciones. Practica todos los días estas recomendaciones y, poco a poco, empezarás a ser más creativo e innovador, hasta ganar la habilidad de hablar en público exitosamente.

Si necesitas apoyo, consejos y/o ideas para fortalecer tu habilidad de hablar en público exitosamente, escríbenos con toda confianza, estamos para apoyar tu liderazgo personal.

Dirección-E: www.camova.com

A %d blogueros les gusta esto: