No descuidar algunos aspectos básicos del liderazgo

CONSIDERACIONES
Probablemente, desde hace algunos años se ha venido desempeñando como gerente, jefe de una unidad administrativa, dentro de alguna organización, y considera que su labor puede ser mejor que la que ha venido realizando, debido a que han dado impedimentos que no le han permitido desempeñarse como lo hubiese querido hacer. Sin duda alguna, se habrá formulado algunas interrogantes al respecto, a fin de dar respuestas objetivas al por qué no de su logro, se habrá hecho un autoanálisis que le señaló en donde se dieron sus debilidades, sus obstáculos, habrá evaluado el resultado de sus acciones, qué es lo que realmente ha logrado, cómo se han manifestados sus destrezas, habilidades, conocimientos en pro de un liderazgo exitoso.
Una vez que ha determinado las causas que no le han permitido alcanzar ese liderazgo que usted se merece, ese reconocimiento esperado, ha decidido retroalimentar sus fallas y proponerse desempeñar eficientemente, obtener los resultados esperados, más en un entorno como el venezolano, en donde se manifiesta mucha incertidumbre, descontento, improductividad, temor, riesgo, requiriéndose de una gerencia que a través de un excelente liderazgo garantice el desempeño que las empresas requieren para enfrentar los retos, los cambios y saber aprovechar adecuadamente las oportunidades.
A través de este artículo, lo invitamos a reflexionar sobre algunos tips de administración moderna y crecimiento personal que le puedan ayudar a retroalimentar los puntos débiles y subsanar los errores que se cometen.
No se puede ignorar los grandes cambios que actualmente se manifiestan, el avance de la tecnología en su desarrollo que cada vez tiene incidencia en la comercialización a través de productos de gran calidad y que además satisfacen las necesidades exigidas por los consumidores.
Las empresas identificadas con las características de los actuales escenarios económicos, saben que requieren de tecnología moderna, una auténtica cultura organizacional que abarque una buena cultura de calidad, nuevas técnicas de reingeniería, aplicación de conocimientos administrativos modernos, manejo adecuado del capital humano, flexibilidad y capacidad de la empresa para facultar su fuerza de trabajo a fin de optimizar su rendimientos, creatividad, potencial, desde luego, una gerencia proactiva,
estrategia, innovadora.

APORTACIONES
Ken Blanchard, Ferry Waghorn y Jim Ballard (1996) aportan algunos lineamientos que se deben tomar en cuenta en pro de su liderazgo a fin de alcanzar un buen comportamiento organizacional, desempeño; nos recuerdan, que no bastan que los líderes trabajen en la empresa, deben empezar a trabajar en sí mismos, descubriendo en donde se dan sus debilidades, qué tanto maneja su autoconocimiento y si se han propuestos ser cada vez mejores. Al respecto, cabe la pregunta ¿Lo está haciendo usted?. Nos indican los autores señalados, que cuando el ego dirige nuestra perspectiva, nuestra vida esta dominada por el miedo. Tendemos a ver sólo lo que hicimos para llegar a donde nos encontramos hoy, de ahí, que lo defendamos, resistamos mantener nuestro estatus ante cualquier amenaza. Recuerde, que la certeza no es necesariamente una virtud. De hecho, es mejor admitir que
no se sabe todo y que acaso hasta se necesite ayuda.
No cometa el grave error en que caen muchos gerentes, jefes y quienes se dicen líderes, de que lo saben todo y su comportamiento es de prepotencia, donde no dan ninguna muestra de humildad.
Hay como nos lo indica Blanchard, quienes se toman demasiado en serio y se olvidan que la confianza, es una gran ventaja cuando se trata las complejidades de nuestra época, nunca ha de confundirse con la omnisciencia.
Las cosas son demasiadas complejas para que una persona pueda controlarlo todo. Justamente, el viaje hacia el futuro ha de empezar con la disposición a aceptar el hecho de que, por muy exitoso que uno haya sido en el pasado, hay todavía mucho que aprender.
Hay un resultado final muy práctico cuando se comparte la propia humanidad y vulnerabilidad con otros. Se crea la confianza de ellos (con lo que uno se torna accesible), y se aumenta la propia sensibilidad ante el poder mental de la empresa. Una vez que uno se ha liberado para escuchar utilizar el conocimiento sinergético de quienes lo rodean, estará usando el secreto más poderoso del liderazgo.

ALGUNAS INTERROGANTES QUE LE AYUDAN
Blanchard, Waghorn y Ballard, nos invitan a reflexionar sobre las siguientes interrogantes: ¿Se preocupa demasiado por lo que piensan otros?
¿Qué tan susceptible es al respecto?, De ser positiva su respuesta, pierde mucha energía, se acompleja, se deteriora y se cansa psicológicamente al tratar de no cometer errores ni dar una impresión negativa.
Simplemente, no se deje llevar por el que dirán.
¿Es usted una persona demasiada pragmática?. Si usted quiere que a toda costa lo consideren un hombre práctico, orientado a la economía, a la reducción de los costos, generación de las utilidades, logro de la excelencia, posiblemente se precipite al juzgar, rechazando las ideas que le parezcan menos acabadas o perfectas, en vez de aprovecharlas. ¿Cuán arriesgado es usted?. Considere, los que desean la seguridad de lo conocido y familiar-como los hay en demasía en las empresas, en las mismas universidades- tienden a definir rigurosamente los límites de su ámbito de comodidad. No saben como reaccionar ante lo nuevo. Su malestar le impide explorar otras soluciones posibles y agregamos, no permiten que otros lo hagan aflorando el egoísmo.
¿Es usted confiado?¿ Cuál es realmente su nivel de confianza?. Se ha sorprendido desconfiado de su personal, de la gente, puesto que considera que de alguna manera usarán las sugerencias de usted en contra suya o por qué no recibirán el crédito de ellas. Si cae en esa celda, suprimirá su iniciativa, creatividad y afectará su desempeño y por ende a la organización.
¿Puede soportar la crítica y el desacuerdo?. Afronte serenamente su oposición y trate de mantener un clima de armonía, sabiendo escuchar a los demás y evaluar aquellos puntos en que no coincide.
Por último, evite dejarse atrapar por el ego y desempeñar su rol más en función de la figuratividad, del reconocimiento, de la alabanza y sea proactivo, sin dejarse contaminar por lo superficial, ilusiones que no lo conduce a usar adecuadamente su potencial. No lo descuide.
www.camova.com.

A %d blogueros les gusta esto: