Conflicto de intereses en el trabajo

Lo ideal, en todo centro laboral por el bien de las personas y, lógicamente
de la empresa, es evitar que pasen estas situaciones. Por lo que a continuación proporcionaremos algunas sugerencias para evitar esto.

En el caso de presentarse un conflicto de intereses, se debe tener en claro que lo que debe primar, siempre, es el bien de la empresa.

Para lo cual sugerimos los siguientes pasos:

1-Analizar el objetivo principal.
El mismo que debe ser analizado por las partes involucradas y un
dirimente.

2-Cada una de las partes debe exponer sus puntos de vista.
Los mismos que deben ser analizados en conjunto.

3-Ver los pro y contra de cada posición.
Las partes deben involucrarse en cada uno de los puntos.

4-Nunca debe primar el interés personal.
Porque el objetivo, siempre debe ser el interés general. Esto es algo que
el responsable de manejar la reunión, siempre debe tenerlo presente y
saber imponerlo.

5-La función del dirimente.
Debe ser persona de amplio conocimiento, criterio y experiencia, en
centrar los objetivos y evaluar, en conjunto, las mejores alternativas para,
posteriormente, ponerlas en práctica.

Al llegar a este punto, ya no debe existir conflicto de intereses, sino un
objetivo en común, ideal de toda actividad laboral.

(*) Asesor Empresarial
Dirección-E: [email protected]

A %d blogueros les gusta esto: