Sobre las Transnacionales

Es necesario proceder, en forma inmediata, a la revisión de las leyes y regulaciones laborales y empresariales para actualizarlas, de acuerdo con las épocas que vivimos, evitando con esto caer en las ya conocidas injusticias, de que el que más tiene es el que menos castigo recibe.

En la misma deben primar los intereses nacionales, llámese personería natural o jurídica, defendidos hasta las últimas consecuencias, ya es hora de aprender a ser buenos ciudadanos de cada una de las sociedades periféricas.

Las leyes y regulaciones laborales deben ser cumplidas en su totalidad, debiendo ser las sanciones aplicadas cuando correspondan, de acuerdo al nivel de la organización.

En los casos donde empresas transnacionales interfieran con las leyes y autoridades locales y nacionales, en aspectos económicos, laborales, judiciales o de cualquier otra índole, deben ser sancionadas de forma tal que eviten, en un futuro inmediato, que empresas similares cometan los mismos errores.

Sobre los funcionarios nacionales involucrados en estas dolosas actividades, deben ser separados inmediatamente del cargo y sancionados de por vida, para no prestar servicios en entidades del mismo rublo o del sector de gobierno. Los funcionarios extranjeros involucrados en acciones ilegales, deben ser deportados en forma inmediata a su país de origen.

Es muy importante dejar en claro, que lo que se busca es el bienestar del país, y no el de unos pocos miserables, que no les importa en absoluto su patria.

Bienvenidos los capitales extranjeros, con su derecho a trabajar y ganar, creando puestos de trabajo y dejando al país los tributos que le correspondan, pero todo dentro de la ley. Ese derecho lo ganamos hace mucho tiempo con sangre y lágrimas.

Cada país, es una sociedad grande con historia, cultura y riquezas naturales; tenemos la obligación de respetarnos y hacernos respetar dentro de reglas de igualdad; es nuestra única alternativa hacia el desarrollo que nos exige la globalización.

Si uno no aprende a respetarse, nadie lo respetará.

Dirección-E: [email protected]

A %d blogueros les gusta esto: